Inicio » Reseñas » Suicidal Angels – Bloodbath (2012)

Suicidal Angels – Bloodbath (2012)

Desde que se alzaron como ganadores del Rock The Nation de 2009, la carrera de  Suicidal Angels ha sido un no parar. Sanctify The Darkness en ese mismo año, Dead Again al próximo y el nuevo “Bloodbath” a comienzos de este 2012.  Por otra parte no han parado en la carretera, de gira de manera constante y abriendo para las bandas grandes del género, con lo que han logrado expandir su música a un público de mayores dimensiones.


El álbum abre con el tema que le da título, sin rodeos, puro thrash de principio a fin. Cabe decir que el cuarteto no se ha reinventado en absoluto, ni con respecto a ellos ni al género. La siguiente en sonar es Moshing Crew, riffs acelerados y baterías con el clásico “tupa-tupa”. Pero tocar thrash no es una novedad, y si algo diferencia a esta banda de otras es sin duda, su capacidad técnica. Por la misma razón se han hecho notar en sus álbumes anteriores, ya que es la ejecución de esos riffs a semejante velocidad lo que es verdaderamente impresionante. Chaos (The Curse Is Burning Inside), y Legacy Of Pain son los cortes más distinguidos del disco por el medio tempo en el que se basan. Será curioso ver como funcionan estas dos en directo, ya que escuchando el resto de las canciones, podemos prever que los conciertos serán un mosh constante. Face Of God se compone por una base rítmica más consistente y agresiva, lo cual resulta en un variado abanico de posibilidades para la progresión del tema. Un nuevo cambio tempo da comienzo a Morbid Intention To Kill, aunque como era de esperar, apenas tardan en pisar el acelerador y dar rienda suelta a los riffs más veloces, ninguna novedad en lo que respecta al resto del tema, más de lo mismo. Con Summoning Of The Dead y Skinning The Undead vuelven a la tónica estándar del disco, tan estándar que los temas flojean y bajan el nivel de lo escuchado hasta ahora. No aportan nada nuevo, y el excesivo parecido entre riffs, líneas vocales se vuelve aburrido. Torment Payback es la única canción del álbum que da indicios de una originalidad o variedad mayor, con varios riffs tanto melódicos como deathmetaleros. La encargada de cerrar el disco, Bleeding Cries, aunque no llega a enganchar en ningún momento y pone punto y final al álbum de una manera poco acertada.

En resumidas cuentas, puede que Bloodbath sea brillante para aquel que se introduzca a Suicidal Angels con este disco, pero cuando escuche el resto, se dará cuenta de que el progreso desde su anterior álbum ha sido nulo. Cuando oí el álbum completo concluí lo mismo respecto al que en ese momento era su anterior disco Sanctify The Darkness, y no parece que las cosas vayan a cambiar en el futuro. Si necesitas una dosis de thrash metala toda velocidad , puedes escuchar este disco, aunque es más que probable que acabe aburriéndote. En conclusión, con la menor intención de sonar purista creo que todo lo referente al llamado Neo-thrash es monótono y aburridor, muy pocas bandas logran sorprenderme en verdad.

Comparte tu opinión

También te puede interesar

Detalles del Festival THRASHING COLOMBIA 2016

Este 20 de Noviembre se estará realizando en la ciudad de Bogotá la quinta edición …

VIOLENT presenta su nuevo vídeo “Die For Thrash”

La banda de Thrash Metal Violent ha lanzado recientemente el primer videoclip de su carrera. …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *